Somos Nosotros Mismos (reflexion interior, gracias al exterior)

Es curioso como a veces podemos percatarnos de lo que ocurre en la realidad que nos rodea por pequeñísimos detalles. En las miradas, en los gestos y en la manera de usar las palabras mediante y textos. Podemos descubrir como cambian los sentimientos de otras personas hacia nosotros, pero no lo descubrimos en el momento que deberíamos.

Hace un rato, estaba mirando unas fotos de hará unos 2 meses. En esas fotos ví una mirada llena de luz hacia otra persona. Mas tarde, me puse a leer los e-mails enviados y recibidos de aproximadamente, el mismo equivalgo de tiempo de esas fotos. Se ve como pasa el tiempo y decaen los sentimientos de una manera tan precipitada, que es imposible detenerlo, pero en ese momento, no se ve. Hace poco, empecé a estudiar economía, lo básico, vimos como la economía se mueve en una especia de zig-zag, de arriba a bajo, cuando todo sube, sigue subiendo, hasta que se mantiene un tiempo para volver a caer.

En éstas fotos y textos, pude ver, como el sentimiento crecía, se mantenía para luego decaer. Así es el amor. Pero no siempre se dibujan éstas curvas de la misma manera, aprendemos para no volver a caer, pero para ganar hay que arriesgar, así que, siempre volvemos a caer. Parece tan absurdo, simple y eficiente a su vez….

Todo se reduce a la emoción de los sentimientos, a la esperanza y a los deseos personales de cada individuo.

Cuando escribo cosas así, siempre termino pensando lo maravillosa que es la vida, por permitirnos hacernos ver de vez en cuando qe en la variedad se esconde el gusto y el saber vivir, en este caso, la variedad de sentimientos y de diferentes puntos de vista que yacen en cada persona con la que nos cruzamos en nuestro destino de la vida.

Me gusta pensar así, aunque esto a veces me traiga problemas, que no son mas que obstáculos que me hacen reflexionar para aprender, que es, en definitiva, para lo que seguimos vivos.

 

Todo ésta reflexión viene por los recuerdos, por las comparaciones ociosas, por los anhelos y sueños que una vez creamos para ser nunca destruidos, sino transformados en una realidad, que una vez nos atrevimos a vivir, un sueño que quisimos transportar a nuestra vida real, y no salió como esperábamos.

Aun así, como ser humano, sigo con la esperanza de realizar mis sueños, de trasportar los sueños en la realidad, y que ésta realidad sea igual para mas ojos, no únicamente por los míos cuando éstos están cerrados.

 

Tras esto, sería ideal darle las gracias al creador de la vida, al creador de nuestro pensamiento, al creador de nuestro destino, que no somos mas que nosotros mismos… pero suena tan egocéntrico darnos las gracias a nosotros mismos, que creamos un Dios*, así pues, haciendo honor a la semana santa, le daré las gracias a Dios*, por ser creador de la creación.

 

 

 

Dios: No “TheDioS,  jejeje, aunque te lo dedico. Gracias por formar parte de mi vida, y hacerme crecer gracias a tus palabras, para comprender y reafirmar mi teoría, de que todos somos quienes somos, con la influencia y enseñanzas de aquellas personas que se cruzan en nuestra vida. Gracias por tu miradas.

(a ver si te animas y me dejas un comentario/firma)

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.